EL PORQUÉ DE LOS DICHOS

 

escanear0002 

En el penúltimo relato exponíamos los diez refranes mas conocidos en catalán, hoy vamos a sumergirnos otra vez en el mundo de los aforismos cavando en esa tierra tan fértil hasta encontrar sus raíces y tendremos la ocasión de descubrir el origen de una decena de ellos gracias al inmenso trabajo de eruditos como Dámaso Alonso, Joan Amades, Pio Baroja, Fermín Caballero, Fernando Díaz Plaza, Eduardo Fournier, Luis de Góngora, José Mª Iribarren, Lope de Vega, Marcelino Meléndez y Pelayo, Hernán Núñez de Guzmán, Benito Pérez Galdós, Alberto Reyes, Marqués de Santillana, Tirso de Molina, Miguel de Unamuno, Antonio de Valbuena, y Vicente Vega entre otros.

“Que no te la den con queso”  Recomendación del ciego al lazarillo de Tormes cuando lo manda a la bodega por un cuartillo de vino advirtiéndole que sobre todo no acepte probar un poco de queso antes de catar el vino, porque un poco de queso hace bueno un pésimo vino. Lo mismo ocurre cuando armamos la ratonera con un trocito de queso, como engaño irresistible para el confiado ratón.

En un santiamén”  Equivalente a decir en un instante. Resulta de la fusión de las dos últimas palabras latinas que se dicen al santiguarse: “ In nomine Patris, et Filii, et Spiritus Sancti. Amen”. Tiene, pues, el mismo origen religioso que las fórmulas “ en menos que se reza un credo”, en menos que se santigua un cura loco”, etc.

Las cuentas del gran Capitán”. Dícese de las cuentas donde figuran partidas exorbitantes, o de aquellas que están hechas de modo arbitrario y sin la debida justificación. Alude a las tan discutidas cuentas que Gonzalo Fernández de Córdoba, El Gran Capitán, rindió a los Reyes Católicos después de la conquista del reino de Nápoles, lo cual incomodó mucho al aguerrido militar. Las cuentas:

                   “ Cien millones en palas, picos y azadones”.  ” Cien mil ducados en guantes perfumados para preservar a las tropas del mal olor de los cadáveres de sus enemigos tendidos en el campo de batalla”.   “Ciento setenta mil ducados en poner y renovar campanas destruidas por el uso continuo de repicar todos los días por nuevas victorias conseguidas sobre el enemigo”… “Doscientos mil setecientos treinta y seis ducados y nueve reales en frailes, monjas y pobres, para que rogasen a Dios por la prosperidad de las armas españolas”.  “ Cien millones por mi paciencia en escuchar ayer que el Rey pedía cuentas al que le había regalado un reino”.

El huevo de Colón”. Aplicase a todo aquello que parece imposible o dificultoso hasta que alguien demuestra que no lo es. Cuando Colón apostaba por un nuevo camino para ir a las Indias, todos los sabios le tacharon de loco y visionario. Pero después del descubrimiento no faltó quien dijese que aquello no tenía nada de particular, que era lógico. En una reunión de cortesanos, Colón, para burlarse de ellos, les invitó a que pusieran derecho un huevo cocido. Todos dijeron que  era imposible, y él , entonces, dando al huevo un pequeño golpe contra la mesa lo abolló un poco consiguiendo colocarlo de pié. Le dijeron entonces que aquello no tenía mérito. Pero ¡ a nadie se le había ocurrido hacerlo!

“Cualquier tiempo pasado fue mejor” Esta frase, muy propia de viejos y de desengañados procede de la Biblia, el Eclesiastés: “priora tempora, meliora fuere quam nunc sunt” ( cualquier tiempo pasado fue mejor).  Jorge Manrique la utilizó en su conocida elegía a la muerte de su padre:  Recuerde el alma dormida,    avive el seso y despierte    contemplando………..cuán presto se va el placer,      como después de acordado    da dolor;   cómo,  a nuestro parecer,     cualquier tiempo pasado       fue mejor”. 

“El ojo del amo engorda el caballo”. Este proverbio expresa cuan útil es que cada uno vea, cuide y vigile por si mismo las cosas propias, si quiere que marchen bien y no sufran ningún detrimento. Persa, un personaje de la obra “ Económica” de Aristóteles dice que lo que mas engorda a un  caballo es  “ el ojo del amo”, y otro personaje, Afro, dice que el mejor abono para las tierras son” las huellas del dueño”.

“Se parece al perro del hortelano, que ni come ni deja comer”. Dícese de aquellos que no aprovechándose de las cosas impiden al propio tiempo que otros se aprovechen de ellas. Lope de Vega en su comedia El perro del hortelano  dice en boca de un personaje: “ es del hortelano el perro; no come ni comer deja. ni está fuera ni está dentro”. También en Francia el perro del hortelano es el que no come coles y no quiere que los demás las coman. 

“¡Esto es Jauja!” Expresión literaria debida al escritor sevillano Lope de Rueda que en 1547 escribió el paso titulado La tierra de Jauja en donde se cuenta este relato: Mendrugo,  – hombre crédulo y simple – le lleva a su mujer, presa en la cárcel, una cazuela de comida. Encuentra en el camino a dos ladrones que le entretienen hablándole de la tierra de Jauja. Los ladrones le dicen que en Jauja, isla del oro, la belleza y la alegría, los árboles dan buñuelos; los ríos, leche; las fuentes , manteca,  y las montañas, queso. Que las calles están pavimentadas con yemas de huevo. Y que todas esas cosas se daban en gran abundancia y de balde…Mientras el infeliz Mendrugo oye embobado estos prodigios, los dos bribones la quitan la cazuela y huyen.

“Dar el pego”. Expresión que equivale a engañar, a chasquear. Por ejemplo:  “ Le dio el pego a la moza, porque resultó que era casado”. Tiene su origen en  una trampa de difícil ejecución en el juego de naipes a cargo del banquero, tahúr de gran habilidad, que mediante una pizca de pega depositada estratégicamente sobre algunas cartas, consigue, después de ejercer una ligera presión con el dedo sobre el naipe untado, arrastrar la carta siguiente.

Cerrarse de banda”. Suele emplearse mucho esta locución en el sentido de emperrarse, obstinarse, no ceder. La verdadera y genuina expresión es “ cerrarse a la banda” que en el Refranero del Mar significa aferrarse a algo obstinadamente. Es término marinero, porque banda es el costado de la nave.

Anuncios

Un comentario el “EL PORQUÉ DE LOS DICHOS

  1. Toni Pasies Cortes dice:

    General, encuentro a faltar un relato tuyo que hable de las nuevas condiciones de trabajo del CEB

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s