UN HAZ DE LUZ MÁGICA.

Dejo el mercado de Santa Caterina y enfilo la calle del General Álvarez de Castro hasta situarme ante la fachada del CEIP Cervantes de Barcelona. A las 9’15 de la mañana un haz de luz solar atraviesa un ventanal de un aula de la planta primera, también un ojo de buey de latón, de 20cm, empotrado en el tabique del pasillo y otra pequeña ventana de forma romboidal situada en la fachada interior  que da al patio central del colegio, de modo que al final el rayo de sol se estrella en el pavimento de la planta baja después de seguir un recorrido mágico. Esto ocurrirá todos los años, a la misma hora, durante los días 8 y 9, próximos a San Valentín. ( 14 / 02)

Es la obra de rehabilitación integral más importante que hice como arquitecto municipal, datada en 1993. Un palacete de aire neoclásico de principios del siglo XIX, de cuatro plantas, entre medianeras,  con estructura de muros de carga de piedra y ladrillo y vigas de madera, fue apeado con una estructura metálica con sus pilares revestidos posteriormente con hormigón armado. En la fachada principal se mantuvo  parcialmente la composición de la planta baja y primera donde numerosos huecos estaban enmarcados con sillarejos y dinteles de piedra de Montjuic, y balcones de hierro forjado, modificándose las medidas y posición del 40% de los huecos para su alineación vertical. En las plantas 2 y 3 una ventana de formato único ilumina las distintas aulas y deviene una composición ordenada sobre un fondo de revoco decorado con una pintura acrílica de tono asalmonado.

Para Le Corbusier, “El sol es el principal material de la arquitectura”, por eso la orientación y los juegos de contrastes de la luz solar siempre los he tenido en cuenta en mis proyectos. Numerosas veces he contemplado la posibilidad de jugar con la luz de la primera hora de la mañana y  del atardecer concentrada en ventanas muy pequeñas que la canalizan con un cierto dramatismo creando contrastes de luz y sombra violentos.

En la guardería Tres Tombs ( 4 meses a 3 años ) con un gran vestíbulo de doble altura y una cubierta rematada con un panel sándwich de 60mm, un ojo de buey de latón y vidrio laminar encastado en el panel permite celebrar el comienzo de las estaciones del año a las 14 h, en torno una plancha circular de latón incrustada en el pavimento que recibe el haz de sol correspondiente. En las tres placas hay grabados los lemas:  21/ 03 y 21/09.  Ja es primavera/ tardor; 21/06. Ja es estiu; 21/12 Ja es hivern. En cada ocasión los niños se reúnen alrededor de la placa unos minutos antes y comprueban como el haz de sol se va acercando cada vez más hasta coincidir con el disco de latón.

También fue Le Corbusier quien dejó escrito: “ Si el arte es un juego, la Arquitectura es el nivel más alto del juego”.

 

 20190130_091255      20190130_091603     20190130_092403     20190130_092414    20190208_091407

 

 John Starling.

SIROCO, LEBECHE Y OTROS VIENTOS.

Lo he hecho muchas veces delante de mis hijos y mis amigos: dibujar la Rosa de los Vientos con los ocho famosos. Primero la cruz: N, S, E, O. ( Tramuntana, Migjorn, Llevant, Ponent, en Catalunya). Cierzo, Mediodía, Levante, Poniente, en castellano. Luego girar 45º los ejes para marcar el NE, SE, SO, NO.( Gregal, Xaloc, Garbí, Mestral, en Catalunya). Gregal, Siroco, Lebeche, Mistral, en castellano. Estos vientos son  comunes en los países ribereños del Mediterráneo occidental y sus nombres son muy parecidos en Francia, Italia y Grecia desde la época de Auxias March en  el siglo XV. Hablemos un poco de cada uno de ellos:

Tramuntana o Cierzo. Viento frío y seco del norte. En el Ampurdán ( Catalunya norte) es el viento dominante. Un incordio para los cazadores de caza mayor porque no permite oír con suficiente antelación el movimiento de los jabalíes cuando se acercan a la postura del cazador. También para los recolectores de setas porque las seca  a la intemperie de forma rápida. Dicen que muchos ampurdaneses tienden a levantar mucho la voz cuando hablan, como secuela incorporada a su ADN, debido a que antaño, en el mundo rural, los payeses tenían que gritar en el campo para poderse oír por causa de la tramuntana.  En Aragón también es el viento dominante. “ El cierzo y la contribución tienen perdido a Aragón”. “Cuando llueve de cierzo, llueve de cierto”.

Mestral, Seré, Cerç, Mistral. Viento de componente NO. Viento frío y seco que alcanza velocidades importantes al canalizarse por la depresión del Ebro antes de llegar al mar. Causante de que vuelquen las caravanas y los camiones sin carga cerca de la desembocadura . “ El Valencia la mou i el cerç la plou”. “Amb mestral ni peix ni pardal”. “ Vent de muntanya llobarro a la canya”. También el regañón en el resto de España.

Gregal ( de Grecia) viento de componente NE. Viento característico de la Costa Brava y Baleares. En el norte de África puede alcanzar gran intensidad.

Llevant, Levante, viento húmedo, fuerte y racheado. Dominante en la comunidad valenciana, en donde se vigilan las fachadas orientadas al este porque están sometidas más intensamente al efecto de la lluvia, causante de importantes humedades. En Valencia le llaman “ matacabras”, y adquiere gran poderío en el estrecho de Gibraltar, con Tarifa como paraíso de los surfistas.

Xaloc, Siroco, Jaloque. ( de Siria ). Viento de componente SE. Viento cálido y húmedo. A veces transporta partículas de arena del Sáhara. En el resto de España es el solano, con “ agua en invierno y no en verano”. O, “ Viento solano a todos hace daño.” También el Bochorno, agobiante en verano.

Garbì, Lebeche, Garbino. ( de Libia ). Viento de componente SO. Viento cálido y húmedo. A veces transporta partículas de arena del desierto. En Extremadura, la meseta y Andalucía al viento cálido y húmedo del SO le llaman Ábrego, y es el portador de lluvias.  En la Costa Azul es el Marín.

Migjorn, Mediodía , Sur, (  Ostro, en Italia). Viento cálido y húmedo )

Ponent, Poniente, Terral. Viento de componente O. En la costa , en verano, viento seco y muy cálido.

En la costa catalana, en verano, la presencia de los vientos es repetitiva según la hora del día. Por la mañana viento de Gregal o de Levante y a partir del medio día entra el Garbí  ( Lebeche ) hasta el atardecer. Son las “marinadas”que suavizan la temperatura. Por la noche casi siempre se impone la brisa cálida del Terral.

 

 John Starling.

 

EL AÑO MÁS DURO.

El flamante 2019 no invita al optimismo. Enquistado y laberíntico, el pleito catalán no tiene salida. Y Vox, actor inesperado, llega con la intención de incendiarlo. El juicio de los líderes independentistas encarcelados infectará de nuevo las emociones. Como ocurrió con la actuación policial del uno de octubres, inyectará rabia, ofuscación y resentimiento en los catalanes independentistas.

Dejando de lado el contexto mundial ( también lóbrego ), otros muchos problemas obligan a pensar mal de este flamante 2019: el frenazo del crecimiento, el peso de la deuda y el malestar social acumulado durante la larga crisis económica, enmascarada más que superada. Por consiguiente, prosperidad, igualdad, paz civil o concordia no serán las palabras más afines  a los 12 meses que acabamos de iniciar.

Pero en este contexto dominado por el pesimismo de la razón, un objetivo sagrado reclamará optimismo voluntarista: la democracia. Este año habrá que defenderla si es necesario con uñas y dientes. Formalmente, la democracia ( como expresión de las mayorías ) no está en peligro en España. Pero, como ya ocurre en Rusia, Brasil o Turquía, sí estará en peligro el adjetivo que la acompaña. La democracia liberal es la que respeta y protege a las minorías del furor y la prepotencia de las mayorías. Tal concepción de la democracia estará en grave riesgo este año.

De hecho, en Catalunya ya está en riesgo de un tiempo a esta parte. Desde que el independentismo sacrificó los usos democráticos al altar de la patria. La estigmación e invisibilización de la minoría contraria a la independencia  ( la mitad del país en realidad) ha ido el gran error del independentismo. Un error que llegó al clímax en las sesiones parlamentarias del 6 y 7 de setiembre del 2017; y sigue activo, como revelan los discursos del president Torra.  El abuso del poder institucional catalán es una burla a la democracia liberal, pero puede ser sólo un pálido esbozo del liberalismo rampante que favorecen y desean los tres partidos en pugna de la derecha española.

En este 2019, el tripartito que ya cristaliza en Andalucía puede tener en sus manos, en las elecciones de primavera, la posibilidad de vulnerar los 40 años de democracia liberal para introducirnos en una nueva etapa en la que el nacionalismo español esté en condiciones de destruir definitivamente los pactos de la transición y de imponerse sin contemplaciones a todas las minorías discrepantes. En vista de ello, no podemos encarar con fatalismo el año que inauguramos. La batalla nos afecta a todos y obligará al nacionalismo catalán a rectificar, si no quiere convertirse en quinta columna del tripartito de derechas.

“Los más peligrosos de nuestros cálculos son aquellos que se fundamentan en la ilusión”, sostiene el olvidado Bernanos en Diálogos de carmelitas ( Ed. Encuentro ). El mal menor exige mayor coraje que los ideales euforizantes. Estamos obligados a fundamentar nuestros cálculos en la cruda realidad y en el análisis de la correlación de fuerzas: ha llegado el año más duro.

Muchas gracias a Antoni Puigverd.

 

John Starling.